Fácil y Sencillo: Ingreso de Costa Rica a la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE) II parte

En el artículo anterior hablamos de todo lo que significa el ingreso de Costa Rica a la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE). Para Costa Rica representó una serie de esfuerzos para poder lograr el ingreso a esta organización. Por ejemplo, los diputados tuvieron que ponerse de acuerdo al menos diez veces para realizar modificaciones legales -o nuevas leyes- que eran requisito de ingreso. Nos aceptaron en la organización gracias a ese esfuerzo y al impulso del Poder Ejecutivo para que se valoraran las condiciones de Costa Rica.

La pertenencia a este selecto grupo de países implica el pago de una membresía, por la cual recibimos a cambio estudios y diagnósticos que realizan muchos especialistas. Un primer resultado es que ya sacaron un estudio sobre cuáles son los retos que tenemos por delante cómo país. ¿Cómo hicieron esto? Midieron cuánto nos falta por hacer para llegar a tener las mejores prácticas que tienen los países desarrollados. 

Son muchas las observaciones que recibimos, y el estudio es muy amplio, pero podemos ver algunos por encima: 

Los expertos reconocen el compromiso que hay con la educación, esto se nota porque hay un gasto muy alto en este tema, pero a pesar de eso no vemos resultados buenos. Estos resultados podemos verlos gracias a la prueba PISA (un examen que hacen alumnos de 15 años de todo el mundo), donde los estudiantes de Costa Rica salen con malas notas. 

Otro gran reto que identificaron los especialistas es el tema del empleo: la mayor cantidad de personas que trabajan lo hacen informalmente, esto significa que usualmente reciben un salario bajo, que no cotizan a la CCSS por lo que tienen problemas para acceder a atención médica, y a futuro tendrían problemas para tener una pensión cuando lleguen a la tercera edad. 

También evaluaron cómo Costa Rica maneja su dinero, a partir de esto nos recomiendan que podemos mejorar la administración de las deudas, la manera como se gasta el dinero, así como la gestión de los ingresos. Esto es importante porque entonces podríamos tener mejores condiciones para cuando sucedan eventos inesperados como una pandemia, un huracán, un terremoto, por ende, lograr los efectos negativos no sean tan profundos y que recuperar la economía sea más sencillo. 

La economía de Costa Rica no estaba bien antes de la pandemia, ahora debemos de tomar decisiones muy importantes con poco dinero, en un escenario donde a nivel mundial la economía tampoco está bien. 

¿Cómo nos puede afectar esto? Vamos a valorarlo en un siguiente artículo. 

Pablo Navarro Marín
Máster en Economía del Desarrollo

Artículo anteriorDialoguemos con Ruth Angulo
Artículo siguienteJuramentados nuevos miembros del Comité Cantonal de Deportes y Recreación de Escazú.